A lo largo de 24 semanas, desde otoño de 2013 hasta junio de 2014, un grupo de jóvenes seminaristas menores, de precandidatos a ingresar a la congregación de los legionarios de Cristo, de entre 15 y 17 años, respondieron a una serie de preguntas que nos ayudaron a conocer mejor y más de cerca su estilo de vida, su forma de vivir la fe, su personalidad, sus gustos… Su testimonio ha edificado a muchos lectores y ellos mismos se dieron cuenta del tesoro que llevaban entre manos. Algunos de ellos siguen su camino dentro del seminario menor y otros, a la luz de Dios, o bien han visto que su vocación no era la sacerdotal o bien han continuado su formación en otras realidades de la Iglesia. Para todos ellos nuestro agradecimiento sabiendo que caminamos hacia la misma meta.

Aunque esta sección haya concluido tras 24 semanas de preguntas y respuestas, mantenemos aquí las reflexiones que hicieron aquellos jóvenes en su momento, seguros de que podrán ser de ayuda a cuantos las lean.
--------------------------------------------------------

Enlaces a preguntas

Pregunta 24: ¿Qué esperan de vosotros los compañeros del colegio sabiendo que sois seminaristas, camino de ser sacerdotes?
Pregunta 23: ¿Es posible estar en el mundo y no ser del mundo…?
Pregunta 22:¿Qué recuerdo guardas de tu encuentro con la Virgen de Fátima el año pasado?
Pregunta 21:La semana pasada estuvisteis en el noviciado de Salamanca, qué es lo que más os llamó la atención?
Pregunta 20: Este año os habeis quedado en el centro vocacional para vivir el triduo sacro, ¿qué te pareció?
Pregunta 19: Qué es lo que mas te ayuda a vivir la Semana Santa?
Pregunta 18: San Pablo dice que hay más alegría en dar que en recibir. ¿Es verdad? ¿los has experimentado?
Pregunta 17 Estamos celebrando el primer aniversario de la elección del Papa Francisco, ¿qué es lo que más te impresiona de su Pontificado?
Pregunta 16: ¿Qué le dirías a un chico que quisiera ingresar en el centro vocacional?
Pregunta 15¿Cuál sería un buen propósito para esta Cuaresma?
Pregunta 14: Además de tu testimonio personal, ¿realizas algún apostolado en Valencia?
Pregunta 13: En algunas fotos, os hemos visto tocando en un grupo musical, ¿qué instrumento tocas?
Pregunta 12: Habéis estado de convivencia con los chicos del club Faro de Sevilla, ¿qué es lo más te ha gustado?
Pregunta 11: ¿Cuando piensas en vida religiosa, qué es lo primero que se te viene?
Pregunta 10: Esta semana estáis meditando en la Evangelii Gaudium del Papa Francisco, ¿qué palabra te llama más la atención: Primerear, involucrarse, acompañar, fructificar, festejar?
Pregunta 9: ¿Esta semana estáis meditando en la Evangelii Gaudium del Papa Francisco, qué palabra te llama más la atención? Primerear, involucrarse, acompañar, fructificar, festejar.
Pregunta 8: ¿Qué has vivido los días de navidad?
Pregunta 7:¿Qué es lo que más te ha impresionado de tu viaje a Roma para asistir a las ordenaciones sacerdotales de los legionarios de Cristo?
Pregunta 6:¿Qué vas a pedir a los Reyes Magos?
Pregunta 5: Ahora que estamos en época de exámenes, cuéntanos, ¿cuál es la asignatura que más te gusta y la que menos?
Pregunta 4: Hasta ahora estabais en un colegio en el que solamente había jóvenes que querían ser sacerdotes. Este año os habéis integrado en el colegio Cumbres Valencia, ¿cómo lo lleváis?
Pregunta 3:¿Qué tipo de música te gusta mas? ¿Qué música escuchas en la apostólica?
Pregunta 2: ¿Cual es tu momento favorito del día?
Pregunta 1: ¿No hubiera sido mejor esperar, acabar tus estudios en tu ciudad y luego entrar en el noviciado?

7 comentarios:

Juanchas dijo...

La llamada a la vocación se puede comparar a la parábola del hacendario que salio a la mañana, al medio día y al atardecer (Mateo 20, 1-15) a todos les ha prometido el mismo salario "el ciento por uno y al final la vida eterna" (Mc 10, 30), felicidades a estos jóvenes que aún en estos tiempos han podido escuchar con claridad la voz del Señor que les dice "ven y sígueme" (Lc 18, 22) y aún más "ellos dejaron sus redes en la playa y les siguieron" (Lc 5, 11); ahora es deber de toda la comunidad Cristiana apoyar las vocaciones de estos jóvenes y todos los demás seminaristas con nuestra vocación y en la medida de nuestras necesidades económicamente. Pidamos al Señor que envíe más obreros a su mies y que nos de Sacerdotes, Religiosos, monjes, Consagrados y Seminaristas SANTOS

Anónimo dijo...

Hay cosas difíciles de entender y una de ellas es que a estas alturas (de mentiras y más mentiras) los padres sigan permitiendo que sus hijos entren en los escuelas apostólicas de la legión.

Lo+RC España dijo...

Mi nombre es Amalia.
Ciertamente puede ser difícil. Pero yo pensaba que lo realmente difícil de aceptar ahora es que Dios se abre paso en medio de esa dificultad, pone su sello y dice: soy yo quien llama. La Iglesia ha acompañado una renovación de esta congregación, y el Papa ha dicho: Adelante. Eso sí es fuerte. Y es lo que ahora toca: maravillarse del amor de la Iglesia y de ese Dios que confirma su don enviando vocaciones. Para estos chicos y sus padres seguramente sea un regalo ser testigos en primera persona de eso. Yo creo que es lo que toca: desprendernos de los descreimientos -por comprensibles que sean y razonables- y dejarnos maravillar.

Anónimo dijo...

Conozco personalmente el centro vocacional de los legionarios en Valencia. Vi chicos súper completos, felices de estar allí y recibiendo una formación que ya nos gustaría. Conviene ir, ver la realidad actual y ya luego juzgar. Como dice Amalia, dejemos maravillar por lo que Dios está obrando en esta congregación.

Manuel dijo...

Seguramente si dices eso lo harás sinceramente y tus razones tendrás. Yo soy el padre de uno de ellos y solo veo como cada día es más feliz, maduro, simpático y animado. Todos los que le conocen opinan lo mismo.

Anónimo dijo...

la escuela apostólica...muy buena experiencia, ver chavales normales, alegres y con grandes ideales. Es díficil de comprender el ¿por que?, pero es una realidad.

Mario Sierra dijo...

El lenguaje no verbal que irradian muchos legionarios es de plena felicidad, una felicidad que yo busco en mí, y que busco compartir, es difícil hoy por hoy, describir ésa felicidad por la obvia enorme deformación de algunas palabras como amor o liderazgo, seguridad, confianza o bondad. éste lenguaje no verbal en los Legionarios me muestra una clara felicidad sincera, la mejor de todas, una felicidad que (por lo menos a mí) es imposible de falsear, me considero una persona buena leyendo a las personas emocionalmente, y veo a diario personas que presumen y sonríen pero que en el fondo son vacíos, lo que éstas personas dicen y enseñan puedo garantizar por mi experiencia que es, sin duda, algo enorme, algo bueno que genera cambio positivo y permanente en el mundo.

Publicar un comentario

Gracias por darnos tu opinión